Home
Puerta campo concentración auschwitz

Varsovia, Cracovia y Auschwitz

Gran oportunidad para visitar el corazón de Polonia y recorrer los escenarios reales de uno de los capítulos más tristes de nuestra historia. Un viaje que te impresionará y en el que decubrirás muchos secretos del pasado que aún desconoces. Nuestra oferta incluye: Vuelos desde Madrid, apartamentos 4/3*, excursión con entradas y guía a Auschwitz y seguro de viaje.

Temas: Ciudades Multidestino Escapadas Los mejores precios

Su día a día

31/08/2020 ECONOMY
Madrid
Varsovia
España
Barajas / 10:35
Ryanair FR 1062 Ryanair
3h 30m 0 PC Directo
Polonia
14:05 Warsaw Modlin
31/08/2020 03/09/2020

Varsovia

Sobre la ciudad

Varsovia es la mayor ciudad de Polonia y la capital de este país de Europa oriental desde 1596. Su centro histórico, arrasado durante la Rebelión de Varsovia en 1944, fue reconstruido tras la Segunda Guerra Mundial, y en 1980 fue declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO como “ejemplo destacado de reconstrucción casi total de una secuencia histórica que se extiende desde el siglo XIII hasta el siglo XX.” La ciudad es la sede de numerosas industrias y más de una treintena de teatros, que incluyen el Teatro Nacional, la Ópera y la Orquesta Filarmónica Nacional. Entre los lugares que no hay que visitar en Varsovia, destacan la plaza Mayor del centro histórico. Este mismo barrio da cabida al Castillo Real de Varsovia, un palacio de estilo barroco y neoclásico que fue la residencia oficial de los reyes polacos hasta 1795. También merece la pena admirar el Palacio de la Cultura y el palacio de Wilanów, de factura barroca, o pasear por la calle de Krakowskie Przedmieście y el parque Łazienki. Para quienes deseen acercarse a la historia de la ciudad, se recomienda descubrir el Museo del Levantamiento de 1944.

Más info

Triton Park Apartments

89%
  • a 4,4 km del centro
  • Ul grojecka 194, Warsaw 02-390
Si decides alojarte en Triton Park Apartments, te encontrarás en una fantástica zona de Varsovia (Ochota) y estarás a menos de 15 minutos en coche de Museo de la Sublevación de Varsovia y Estadio Nacional. Además, este apartamento de 4 estrellas se...
Más info
  • 3 Noches de alojamiento

03/09/2020 ECONOMY
Varsovia
Cracovia
Polonia
Warsaw Okecie / 10:45
LOT Polish Airlines LO 3881 LOT Polish Airlines
55m 0 PC Directo
Polonia
11:40 Pyrzowice
03/09/2020 06/09/2020

Cracovia

Sobre la ciudad

Cracovia es hermosa, una joya entre las ciudades europeas. El casco histórico de la Ciudad Vieja, en el corazón de Cracovia es en realidad la ciudad medieval fundada en 1257. Cracovia sigue siendo la capital arquitectónica indiscutible de Polonia y el hogar de una de las universidades más antiguas de Europa. Los numerosos parques y el Planty, el cinturón verde de la ciudad que rodea la ciudad, hacen de Cracovia,una ciudad maravillosa para visitar. Stare Miasto, el casco antiguo, es precioso, cada calle merece un paseo lento. En su centro está la Rynek Glowny, una de las más bellas plazas de Europa. El Kosciol Mariacki en su esquina noreste, es una catedral ricamente decorada, con un retablo tallado de 500 años de edad. En diagonal, a través de la plaza, se encuentra la torre del ayuntamiento que yace solitario ya que el resto del edificio se derrumbó en 1820. Situada junto al río Wista, está el castillo de Wawel, la pieza sobreviviente mejor conservada de la arquitectura del Renacimiento en Polonia. El castillo fue la sede real de Polonia, y es la principal atracción turística de la ciudad. El castillo incuye un palacio, una enorme catedral y un gran jardín. La Catedral Real domina el complejo de Wawel. La catedral era el lugar de coronación y entierro de casi todos los monarcas de Polonia. Construida a principios del siglo XI, en estilo románico, su torre ofrece una vista espléndida de Cracovia. La belleza de su arquitectura antigua, el ambiente de gran cultura, el arte y la literatura, el encanto de sus numerosos cafés, bares y pubs, siempre llenos de gente local y turistas, hace de esta ciudad uno de los mejores destinos turísticos del mundo.

Más info

Apartwawel

84%
  • a 0,6 km del centro
  • Pl. na groblach 14/6, Krakow 31-101
Si decides alojarte en Apartwawel, disfrutarás de una céntrica ubicación en Cracovia, a pocos pasos de Parque Planty y a 10 minutos a pie de Museo archidiocesano. Además, este apartamento se encuentra a 1,7 km de Museo de la vidriera y a 2,9 km de C...
Más info
  • 3 Noches de alojamiento

1 Actividades
image

Auschwitz-Birkenau: cómodo recorrido con guía (servicio gratuito de puerta a puerta)

día 5 - 09:30
Visita normal y cómoda a los museos estatales de Auschwitz-Birkenau, que vale la pena revisar y recordar.

Sienta el ambiente familiar normal que acompaña nuestros viajes y pase unas horas con nosotros. Conozca la historia local.
06/09/2020 ECONOMY
Cracovia
Madrid
Polonia
Balice / 5:40
Wizz Air W6 5067 Wizz Air
6h 20m 0 PC 1 escala - Malpensa (2h 5m)
España
12:00 Barajas
1 Seguros
  • Seguro (Seguro Inclusión CDV) - Región (Solo continente) - Días (7)
Observaciones

Circuito por Cracovia y Varsovia

En 1990, con la caída del bloque comunista, Polonia inició una nueva etapa de su larga y compleja historia. Por su superficie y población, este país está llamado a ser uno de los grandes de Europa. Y por su increíble patrimonio arquitectónico y natural, así como por sus precios asequibles, a consolidarse como un destino turístico al alza. No dejes de descubrirlo por ti mismo/a: con este circuito por Cracovia y Varsovia, sus dos ciudades principales, serás testigo de lo mucho que esta tierra ofrece al viajero.

Si estás buscando circuitos organizados por Europa, en este pack de viaje encontrarás vuelos y hoteles incluidos y a un precio insuperable, para que ya no tengas excusa a la hora de hacer las maletas.

¿Vienes con nosotros?


Qué ver en Cracovia

La primera parte de nuestro circuito por Cracovia y Varsovia empieza tomando un vuelo a Cracovia, la segunda ciudad del país y una de las más antiguas de esta nación. Situada a orillas del río Vístula, fue Capital Europea de la Cultura en el año 2000 y hoy es una importante atracción turística tanto para visitantes locales como extranjeros, hasta el punto de atraer anualmente a millones de personas. ¿Por qué no ser uno de ellos?

Uno de los lugares que hay que ver en Cracovia es su centro histórico, que forma parte del Patrimonio de la Humanidad de la UNESCO desde 1978. Dentro del mismo, podrás admirar la plaza del Mercado (en polaco, Rynek Główny), cuyos 40.000 m2 la convierten en la mayor plaza medieval del Europa. Proyectada en 1257, es el centro neurálgico de la ciudad y atesora un hondo significado histórico, cultural y social. A lo largo de los siglos, este ha sido el escenario de mercados al aire libre, celebraciones, ceremonias y ejecuciones públicas. Sin duda, su período más infame llegó cuando, durante la dominación nazi, fue rebautizada con el nombre de Adolf Hitler Platz.

Otro de los grandes reclamos de esta plaza es la basílica de Santa María, consagrada en 1320 y de estilo gótico. Otro tanto podría decirse de la lonja de los Paños o Sukiennice, un edificio renacentista que se ha convertido en uno de los grandes emblemas de Cracovia. Dispuesto en un eje norte-sur, sus fachadas son simétricas en relación con los ejes de las entradas. Al reunir elementos de diversos períodos arquitectónicos, te ayudará a familiarizarte con la evolución de la arquitectura polaca. 

En la plaza del Mercado, también podrás acceder al Rynek Undeground, un museo subterráneo que resume los más de 1.000 años de historia de Cracovia a través de sus calles y de los elementos que formaron parte de la vida cotidiana en el pasado. ¡Que no falte en tu viaje a Polonia!

Asimismo, te recomendamos acercarte a la catedral de Wawel. También conocida como catedral de San Wenceslao y San Estanislao, fue reconstruida en el siglo XIV y hoy es centro espiritual del país. Uno de los elementos más destacados de su fachada es la campana Zygmunt, la mayor de las cinco campanas que cuelgan de la torre homónima. Een el interior, contempla la capilla de Segismundo (Kaplica Zygmuntowska), una de las piezas más remarcables de la arquitectura de Cracovia. A la salida, dirígete a la puerta de San Florián, el acceso principal a la ciudad durante la Edad Media —había un total de siete puertas— y el último vestigio que queda de las murallas medievales.

En tu visita a Cracovia, también hay que ver el castillo de Wawel, situado junto a la orilla del Vístula. El recinto es uno de los complejos palaciegos más importantes del mundo y el icono de Polonia por antonomasia. Construido en estilo gótico para hacer las veces de residencia de los reyes polacos, el complejo sufrió diversas remodelaciones, dando paso a un edificio renacentista. Las estancias reales dan cabida a la Colección Nacional de Arte, que reúne obras de arte, muebles de época, obras de pintura polaca y del resto de Europa y magníficos tapices flamencos del siglo XVI.

En este sentido, debes saber que Cracovia cuenta con 28 museos y galerías de arte. Entre ellos, se encuentra Museo Nacional de Cracovia, establecido en 1879. Se trata de la rama principal del Museo Nacional de Polonia y da cabida a tres exposiciones permanentes. Estas muestras giran en torno al arte polaco del siglo XX, albergando la colección de este tipo más extensa de Polonia; artesanía artística, siendo la más importante del país en su género, y una galería de armas, con piezas que van desde el medievo hasta la Segunda Guerra Mundial. También dependiente del Museo Nacional de Cracovia, se despliega el Museo Emeryk Hutten-Czapski, situado en un palacete italiano y en el número 12 de la calle de Józefa Piłsudskiego. Esta fue la residencia del otrora vicegobernador de San Petersburgo, quien también destacó por su facetá como coleccionista de libros, grabados y monedas.

No menos recomendable es el Museo Czartoryski, con obras de Leonardo da Vinci y Rembrandt, así como el Europeum o Centro de Cultura Europea, que resume siete siglos de arte del Viejo Continente. Pásate también por el Museo Arqueológico de Cracovia, que abrió sus puertas por primera vez en 1850 y que posee una colección de más de 500.000 piezas que van desde el Paleolítico hasta la época moderna. Casi nada, ¿verdad?

Otros dos museos de Cracovia de especial interés son el Museo de Arte y Técnica Japonesa Manggha y la casa solariega de Jan Matejko en Krzesławice, cuyas salas resumen la vida y obra de uno de los artistas polacos más influyentes del siglo XIX. ¡Descúbrelo durante tus vacaciones en Cracovia!

¿Quieres redondear esta primera parte de tu circuito por Cracovia y Varsovia? En ese caso, toma nota, porque un viaje en tranvía de media hora te llevará poco publicitado —aunque totalmente recomendable— Museo Polaco de Aviación, considerado como uno de los mejores museos de su categoría a nivel mundial. Sus salas dan cabida a 200 aviones, incluido un Sopwith Camel, entre otros biplanos de la Primera Guerra Mundial. También podrás ver una colección completa de varios tipos de aviones diseñados en Polonia desde 1945. 

Y tras este resumen de lo que hay que ver en Cracovia, llega el momento de poner rumbo a la segunda y última etapa de este viaje combinado, que nos llevará hasta la capital polaca: Varsovia. ¿Estás listo/a?


Cómo ir de Cracovia a Varsovia

La manera más cómoda de viajar de Cracovia a Varsovia es hacerlo en tren. Los mejores trenes son el Express InterCity Premium (EIP), que son los que se utilizan principalmente en la ruta Gdynia -Varsovia-Cracovia y son de alta velocidad. Los segundos más recomendables son los trenes EIC Express InterCity (EIC) e InterCity (IC), que disponen de vagones modernos y con aire acondicionado. A su vez, los trenes denominados Twoje Linie Kolejowe (TLK) son expresos ordinarios que acostumbran a utilizar vagones más antiguos. La reserva de asiento es obligatoria en todos los trenes EIP, EIC, IC y TLK.

Por otro lado, también es posible ir de Cracovia a Varsovia en bus. El trayecto por carretera, que tiene una duración aproximada de entre 4:25 h y 4:55 h, está operado por la compañía alemana de autobuses lowcost FlixBus. El precio del billete es a partir de 4 euros.


Qué ver en Varsovia

Retomamos nuestro circuito por Cracovia y Varsovia para explorar esta última ciudad, testigo de algunos de los episodios clave del siglo XX (incluyendo la firma del famoso Pacto de Varsovia). Aunque la Varsovia contemporánea es una ciudad bastante nueva en comparación con otras capitales europeas, lo cierto es que posee numerosas atracciones turísticas y monumentos antiguos. Además del fascinante casco antiguo de Varsovia (Stare Miasto), reconstruido después de la Segunda Guerra Mundial y declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO en 1980, cada distrito tiene algo que lo hace realmente especial. 

Entre lo que hay que ver en Varsovia dentro de su centro histórico, cabe referirse a la Columna de Segismundo III (Kolumna Zygmunta III), levantada en 1644 en honor al rey Segismundo III Vasa. Del mismo modo, te aconsejamos pasear por la plaza del Mercado, que fue la más importante de la ciudad hasta finales del siglo XVIII, siendo escenario de fiestas y otros acontecimientos reseñables. Durante la ocupación nazi, fue destruida por los alemanes, lo que obligó a su reconstrucción. Fíjate también en la Barbacana, erigida en 1540 y uno de los pocos elementos que se conservan de la fortificación que rodeaba la ciudad.

Otro de los tesoros del casco antiguo es el imponente Castillo Real (Zamek Królewski w Warszawie)Esta pequeña gran joya es un palacio con elementos barrocos y neoclásicos, y que fue la residencia oficial de los monarcas polacos hasta 1795, año en que desapareció la Mancomunidad Polaco-Lituana. Actualmente, acoge la Fundación Polaca de Historia y Cultura, artífice del Museo del Castillo. Este castillo es el punto de inicio de la turística Ruta Real de Varsovia (Trakt Królewski), una actividad indispensable para tus vacaciones en Varsovia.

La Ruta Real, al sur del centro histórico de Varsovia, permite al visitante conocer iglesias históricas, palacios barrocos y neoclásicos —con el Palacio Presidencial como punta de lanza— y el campus de la Universidad de Varsovia. No te pierdas tampoco la antigua residencia real del rey Juan III Sobieski, en Wilanów, notable por su arquitectura barroca y su bello jardín palaciego.

El parque público más antiguo de Varsovia, también incluido en la Ruta Real, son los Jardines Sajones, inaugurados en 1727 y situados a 10 minutos a pie del casco antiguo. No obstante, el parque más grande de Varsovia es el parque Łazienki, también llamado parque de los Baños Reales. Originario de XVII, luce su aspecto actual, de estilo neoclásico, desde el siglo XVIII. Lo tienes a unos 3 km del casco antiguo.

Nuestro recorrido por Varsovia nos lleva ahora al cementerio Powązki, uno de los cementerios más antiguos de Europa. Entre sus alicientes, habría que mencionar sus hermosas esculturas, algunas de ellas de los artistas polacos más célebres de los siglos XIX y XX. Dado que sirve a las diversas comunidades religiosas de Varsovia, como católicos, ortodoxos, protestantes, judíos y musulmanes, la población local prefiere referirse a este camposanto como necrópolis. Cerca se encuentra el cementerio judío de la calle de Okopowa, uno de los cementerios judíos más grandes de Europa.

En muchos lugares de la ciudad, la cultura y la historia judías aún están muy presentes. Entre los elementos que recuerdan la historia de esta comunidad en la ciudad, están el teatro judío, la sinagoga Nożyk, el orfanato de Janusz Korczak y la llamativa calle de Próżna. El eco de los episodios más trágicos de la historia de Varsovia todavía resuena en espacios como el monumento a los Héroes del Gueto, la Umschlagplatz, algunos fragmentos del muro del gueto en la calle de Sienna y un montículo en memoria de la Organización de Combate Judía (Żydowska Organizacja Bojowa, ŻOB), uno de los principales movimientos de la resistencia judía en el gueto de Varsovia durante la Segunda Guerra Mundial.

Otros rincones de Varsovia que recuerdan los capítulos más opacos de la ciudad es Pawiak, una prisión de la Gestapo que hoy acoge el Mausoleo de la Lucha y el Martirio y un museo. La Ciudadela de Varsovia, una impresionante fortificación del siglo XIX erigida tras el fallido levantamiento de noviembre de 1830, es otro lugar de triste recuerdo para las habitantes de la ciudad. Otro monumento importante es la estatua El pequeño insurrecto (Mały Powstaniec), de 1983 y ubicada en las murallas del centro histórico. Esta escultura rinde tributo a todos aquellos niños que hicieron de mensajeros o que pelearon durante el Alzamiento de Varsovia contra los alemanes en 1944. Otro espacio que inmortaliza este momento es el Monumento del Levantamiento de Varsovia, obra de Wincenty Kućma.

De todos modos, hay otros monumentos históricos que transportan a temas mucho más amables. Sin ir más lejos, Varsovia dispone de muchos enclaves relacionados con la vida y la obra del músico y compositor polaco Frédéric Chopin, quien nació cerca de la ciudad en Żelazowa Wola. Por cierto: ¿sabías que el corazón del artista está se conserva en la iglesia de la Santa Cruz, también en Varsovia? Durante el verano, la estatua de Chopin en el parque Łazienki es un lugar donde los pianistas dan conciertos al aire libre cuando llega el buen tiempo.

También se pueden encontrar muchas referencias a Marie Curie, la única persona del mundo que ha ganado el Premio Nobel en dos categorías, nacida en Varsovia. De hecho, aún se conservan los espacios de trabajo donde realizó sus primeros trabajos científicos y el Museo del Radium Institute, sito en la calle Wawelska, 15, y que ella fundó en 1932.

Por descontado, no podemos acabar este circuito por Cracovia y Varsovia sin degustar el plato estrella de la cocina polaca: el bigos o chucrut, una especialidad a base col fermentada con trozos de carne y salchichas.

Con nuestras ofertas de viajes baratos, tienes a tu alcance unas vacaciones en Polonia irrepetibles. ¡Haz la prueba!

Resumen

Varsovia, Cracovia y Auschwitz
Puerta campo concentración auschwitz